De cara al invierno

No ha empezado oficialmente pero ya empezamos a sentir el invierno y nosotros no vamos a resistirnos. Ya nos imaginamos leyendo estos libros en el rincón más acogedor de la casa:

.

PERDIDO EN LA CIUDAD / Sydney Smith

.

Empezamos con el que The New York Times eligió como el mejor álbum ilustrado infantil de 2019.

Sin duda la estética ha tenido mucho que ver en ese premio pero no se queda atrás ese recorrido por la gran ciudad que, no importa con qué edad leamos el texto, nos hace sentirnos pequeños.

La vida agitada, los ruidos y el tamaño de todo lo que nos rodea… Y un niño que nos da algunos trucos sobre qué deberíamos evitar y cuáles son sus trucos favoritos para recorrerla…

Pero… espera, ¿no eran para nosotros esas recomendaciones?…

.

          
.

Los silencios de las páginas sin texto están llenos de contenido: hacen que las distintas sensaciones que el protagonista experimenta en medio de un día invernal en la gran ciudad nos envuelvan.

El personal estilo de las ilustraciones de Sydney Smith hace el resto para disfrutar de este precioso libro ilustrado editado por Libros de Zorro Rojo.

.
.
.
DE KORTSTE DAG / Susan Cooper + Carson Ellis
.
.
.
Los rituales festivos celebrando los cambios de las estaciones se remontan a tiempos inmemoriales en distintas culturas a lo largo del globo.
Hogueras y velas que calientan e iluminan el día que inicia la estación más fría y oscura, reuniones y canciones inspiran el texto de Susan Cooper.
Unido al sello de calidad en el que se ha convertido cualquier trabajo de la ilustradora Carson Ellis, son las mejores cartas de presentación de un libro que nos invita a adentrarnos en el invierno conectando la nuestros días con costumbres ancestrales.
.
.
     

.

.

EEN JAAR IN ÉÉN DAG / Jessica Courtney-Tickle

.

.

Dejaremos atrás el otoño y después llegará el invierno y también éste pasará para dejar a la primavera, y la primavera al verano… y vuelta a empezar.

Nos gusta vivir atentos al paso de las estaciones y nos gusta mucho esta colección de libros que me ha demostrado lo fácil que es acercarle la música clásica a los pequeños de la casa.

«Een jaar in één dag» invita a recorrer las cuatro estaciones en un día a propósito de los fragmentos de Las cuatro estaciones de Vivaldi que los niños pueden escuchar en cada doble página.

Aparte de la música, su lectura es una placentera experiencia sensorial a la que contribuyen sus sugerentes textos -que nos hacen revivir las sensaciones de cada época del año-.

.

 

.
Ahora que el frío nos hace pasar más tiempo en casa, aquí jugamos a «busca y encuentra» en sus barrocos dibujos impregnados de los colores y la luz predominante en cada estación.
La música de Vivaldi suena de fondo.

 

 

SIGUE nuestro INSTAGRAM para ver las MANUALIDADES INSPIRADAS en cada uno de estos LIBROS